mié. Abr 14th, 2021

Ciudad de México.- El reloj marcaba minutos antes de las 8 de la noche de este martes, cuando dos delincuentes ingresaron a una tienda Oxxo ubicada en la colonia Emiliano Zapata, de la alcaldía Coyoacán.

En ese preciso momento el policía José, del Sector Taxqueña, entró al baño de la tienda, ahí estaba cuando los dos ladrones ingresaron al negocio y comenzaron a amagar a la encargada del local, una joven de 19 años, por lo que se desató una balacera, los delincuentes trataron de escapar, pero ambos fueron abatidos por el policía.

Por Carlos Jiménez

Durante semanas los buscaron. Aquellos dos ladrones asaltaron tiendas de 24 horas en Iztapalapa, Tlalpan, Benito Juárez. La sudadera que llevaba uno de ellos era la misma en todos los atracos. Ayer, agentes de la Secretaría de Seguridad Ciudadana los hallaron robando ahora en Coyoacán… pero ya no lograron su cometido: un elemento de la Policía capitalina los abatió cuando buscaban escapar.

Sucedió alrededor de 20:00 horas, en la tienda de 24 horas ubicada en la colonia Emiliano Zapata, de la alcaldía Coyoacán.

A esa hora, el agente José, del Sector Taxqueña, entró al baño del lugar.

Ahí estaba cuando dos ladrones entraron al negocio y comenzaron a asaltar a una joven de 19 años que estaba de encargada del lugar.

Llevaban cobrebocas y gorras. Uno de ellos usaba la sudadera azul con figuras blancas en el pecho, que se tenía registrada en otros atracos. Era la misma que llevaba el ladrón que tenían captado en Tlalpan, Iztapalapa, Benito Juárez…

Mientras la amenazaban, la joven gritó para pedir ayuda. El policía José salió aprisa para defenderla. Les ordenó a los ladrones detenerse, pero ambos corrieron para escapar. Afuera subieron a un auto March blanco, y emprendieron la huida.

El agente salió tras ellos. Al verlo cerca, uno de los ladrones le apuntó con un arma, por lo que él accionó la suya y les disparó.

En el auto quedaron muertos los dos delincuentes. Junto a ellos las armas que usaban para sus atracos. Una calibre 25 con tres cartuchos y una réplica calibre 9 milímetros.

Ahí acabaron los dos delincuentes que, hasta anoche, no estaban identificados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat