dom. Feb 28th, 2021

México. ¿Alguna vez te has puesto a pensar cuántas personas se sentaron en el asiento que ocupaste o tocó el tubo que agarraste para trasladarte en el Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro de la Ciudad de México? bueno pues para que no te quedes con la duda aquí te dejamos un dato curioso.

Al día se suben 4.6 millones de personas y dichos usuarios forman aproximadamente 50 mil tipos de bacterias sí, así como lo acabas de leer. Este pequeño dato lo dieron a conocer investigadores de la Unidad Cuajimalpa de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) en  2017.

Por ejemplo, 99 por ciento de las bacterias pertenece a 420 géneros que se observaron en todo el Metro, es decir, sólo uno por ciento es distinto en cada lugar y dentro de cada especie. La mayoría de las bacterias identificadas vive en la piel y no se encontraron enterobacterias, aquellas que se hospedan en el intestino; en algunos casos son patógenas –salmonela– y ninguna pone en peligro a los usuarios, sin embargo, algunas pueden ocasionar enfermedad en quienes tengan lesiones o hayan pasado por una cirugía u otro problema que represente condición de inmunodepresión. A éstas se les llama patógenas-oportunistas, porque no dañan a individuos sanos, sino a aquellos con algún padecimiento.

El estudio permitió identificar microorganismos que habitan de manera normal en gente sana, por lo que no implican un riesgo a la salud humana.

Es por eso que queremos darte algunas recomendaciones para que no bajes la guardia y sigas protegiendo a tu familia. 

*No utilizar el Metro en horas pico

*No ingieras alimentos o bebidas dentro de la estación. 

*No te sientes en el piso de vagones y andenes. 

*Lavarse las manos después de tocar los tubos o asientos y en su defecto echarte gel antibacterial. 

*Portar tu cubrebocas en todo momento. 

*Evitar tocar ojos, nariz y boca dentro de las instalaciones del Metro.

Recuerda: Te cuidas tú y me cuidas a mi. 

Con información de Excélsior y El Economista

@Liz_Miranda

Por

Un comentario en «Viajas junto a bacterias en el Metro de la CDMX»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat